El último gran sábado universitario prometía ser memorable, y no defraudó. Adornado por las despedidas de los seniors, los partidos se tiñeron de March Madness en una jornada donde cada victoria valía su peso en oro. Kansas no falló, Virginia se hizo fuerte en casa, Texas dio la sorpresa y Utah fue un reflejo de su gran momento.

Los Jayhawks hacen historia en la Big XII


Hablar de Big XII es hablar de Kansas, y hacerlo en el Lawrence Fieldhouse es hablar de victoria. Para Bill Self, las derrotas en casa son una utopía, y anoche no iba a ser distinto. Enfrente, una Texas Tech dispuesta a seguir tumbando gigantes. Sin embargo, no hubo mayor historia que el ambiente que se respiraba. Apoyados en una defensa impecable, los Jayhawks se limitaron a controlar el ritmo, dejándose llevar por la dirección de Frank Mason para atenazar a un rival a remolque. A falta de brillo, solidez; los locales respondían a cada acometida, reaccionando a una errática segunda parte con un Mykhailiuk que por fin encontraba su momento de gloria. Todo orquestado para que por 12º año consecutivo, Kansas se corone como campeón de la temporada regular de la conferencia. (58-67)

El último milagro de Shaka Smart

Cada semana que pasa es una oda al trabajo de Shaka Smart en Austin. Ha conseguido hacer de un grupo a la deriva un equipo capaz de ganar a cualquiera, y Oklahoma fue testigo. Haciendo gala de su condición de favorito, los Sooners iban a golpear primero, y a base (como no) de triples. Aunque los Longhorns no escatimaban en medios, el monólogo de Buddy Hield comenzaría pronto. Una exhibición de recursos que sin embargo, encontraba respuesta en la pluralidad de los tejanos. Los locales no perdían la compostura.

Todo iba a cambiar a la reanudación. Si bien Jordan Woodard hacía acto de presencia, la defensa de Texas pronto iba a ponerse el mono de trabajo. Buddy Hield iba a tener dos hombres encima de él, construyendo una trampa que iba a reflejar la disciplina de los Longhorns. Iban a más, sin referencias claras pero dejando a Isaiah Taylor las riendas del encuentro. Con Javan Felix de escudero y Connor Lammert luciendo muñeca, serían capaces de corresponder a un titánico trabajo atrás. Los Sooners estaban impotentes, con su líder frenado en seco e Isaiah Cousins controlado en cada paso. ¿El resultado? Un parcial de 22-0. La energía e intensidad de los de Shaka Smart encontraría su punto álgido con un upset que los coloca frente a los focos. (63-76)

Los Tar Heels no cuajan

Tan pronto parecían volver a lo más alto como suscitan dudas. North Carolina viajaba a Charlottesville con la oportunidad de redimirse, pero Virginia volvería a demostrar que son candidatos a todo. Aunque los Tar Heels exhibirían sus recursos, la primera parte iba a tener un nombre propio: Malcolm Brogdon. Sin apenas ayuda, el senior de los Cavaliers sería capaz de contrarrestar el acierto de Joel Berry y la exigencia interior de una UNC que sin embargo, no conseguía aumentar el ritmo.

La irrupción de Brice Johnson sería un espejismo. A Roy Williams no le faltaban actores, pero no conseguían despegarse de la constancia de una Virginia que además, encontraba en Anthony Gill su mejor argumento para marcar su territorio. Era un quiero y no puedo para los visitantes. Los de Chapel Hill tenían acierto, pero no compensaba ni las pérdidas ni la incapacidad para minimizar la aportación de Malcolm Brogdon. Marcus Paige y Justin Jackson le ponían voluntad, pero llegados a la recta final, la irrupción de Devon Hall y la frialdad de Virginia serían suficientes para consumar un triunfo de mucho peso. (74-79)

Los Utes están en alza

Pocos equipos están en mejor momento que Utah. Anoche tenían la mejor oportunidad posible para demostrarlo, y no iban fallar. Todo lo contrario para una Arizona que sigue sin consolidarse. Prueba de ello fue su primera mitad, abrumados por el equilibrio ofensivo de los Utes y dependientes de la inspiración de Alonzo Trier. La genalidad del freshman les valdría para remontar, pero tan sólo fue una llamada de atención a un equipo que lejos de amedrentarse, iba a ir a más. Aprovechando la atención sobre Jakob Poeltl, el perímetro abría el campo, generando espacios y encontrando en Brandon Taylor su máximo exponente. Bonam y Loveridge acompañaba, pero sería su compañero quien ante la hora de la verdad, decantara la balanza. Un triple con su firma sepultaba las opciones de los Wildcats. (64-70)

Otros resultados destacados:

  • Villanova 89-79 Marquette
  • Purdue 83-79 Maryland
  • Miami 73-65 Louisville
  • Vanderbilt 74-62 Kentucky (!)
  • Florida State 77-56 Notre Dame (!)
  • Rhode Island 75-66 Dayton (!)
  • VCU 69-65 George Washington
  • Syracuse 75-66 NC State
  • Gonzaga 71-68 BYU
  • LSU 96-91 Florida

Actuaiones destacadas:

  • Malcolm Brogdon (vs North Carolina): 26 puntos, 6 rebotes, 3 asistencias
  • Buddy Hield (vs Texas): 33 puntos, 6 rebotes
  • AJ Hammons (vs Maryland): 19 puntos, 7 rebotes, 2 tapones
  • Angel Rodriguez (vs Louisville): 17 puntos, 5 rebotes, 7 asistencias
  • Michael Gbinije (vs NC State): 34 puntos, 4 rebotes, 6 asistencias
  • Jamal Murray (vs Vanderbilt): 33 puntos, 9 rebotes
  • Dwayne Bacon (vs Notre Dame): 21 puntos, 4 rebotes, 4 asistencias
  • Kellen Dunham (vs Georgetown): 29 puntos, 5 rebotes