Una vez hecho oficial el anuncio de que en 2016 dará lugar el primer All-Star Weekend fuera de Estados Unidos, concretamente en Toronto (Canadá), las cosas no hacen más que ir a mejor extradeportivamente hablando para la franquicia de los Toronto Raptors.

Parte de culpa de todo junto la tiene Aubrey Drake Graham, mejor conocido cómo Drake. El rapero canadiense, conocido seguidor del equipo de Canadá, fue nombrado hace unos meses por los Raptors como embajador de la franquicia del estado de Canadá, y desde entonces, parece ser que su ‘gancho’ cómo artista musical y conocido a escala mundial ha dado un efecto que se ve con buenos ojos desde fuera.

Tanto a nivel deportivo como extradeportivo, su ‘fama’ por así decirlo puede verse influenciada de cara a futuros proyectos de la franquicia de Toronto, que ya ha mostrado su visto bueno por parte de ejecutivos importantes (Masai Ujiri, por ejemplo) dentro de los Raptors a adquirir nuevas ideas de cara al futuro. Tal es así la magnitud de la que hablamos que puede resultar otro caso comparado al ‘efecto Jay-Z’ con los Brooklyn Nets en su día.

Entonces, Jay-Z era conocido como propietario de una franquicia cómo New Jersey Nets, que terminó mudándose a Brooklyn. Dicho cambio tuvo mucho que ver en la figura de alguien del tamaño mediático de Hova, sobre todo en cuanto merchandising, en el que se notó una gran elaboración de cada producto.

Imagen 1Pero sigamos. A día de hoy, a una franquicia que a lo largo de sus años de existencia ha tenido poco impacto mediático mundialmente hablando, la imagen de alguien tan conocido cómo Drake irá cómo agua de mayo para ellos. Ya no sólo hablando en cuanto a atraer un fin de semana de las estrellas, sino de más.

A lo largo de esta temporada 2013/14, se han ido destapando pinceladas de lo que pretenden los Raptors en el futuro, empezando por un ‘cambio de imagen’. Drake, alguien que a lo largo de su carrera musical ha demostrado estar muy unido a la ciudad de Toronto, es fundador del sello musical de OVO (October’s Very Own). Pues bien, en ese probable futuro lavado de cara en la franquicia supondría el cambio de colores estándares rojo/blanco a dorado/negro cómo principales. Dichos colores, son los que figuran en el logo del sello OVO, así que los tiros irían, previsiblemente, enfocados hacia ese lado. Eso sí, ese cambio no se esperaría hasta la temporada 2015/16 (pese a haber salido algunos bocetos).

Por otra parte, en cuanto a nivel deportivo, puede servir cómo un ‘gancho’ para atraer jugadores. No es una técnica que siempre suela funcionar el 100% de las veces, pero sin duda es un factor  a favor que cuenta de cara a atraer estrellas a unirse a la franquicia.

En cuanto a la ‘Drake Night’ que se estrenará próximamente en el Air Canada Centre el día 11 de Enero ante Brooklyn Nets y en la que se repartirán camisetas con los (posibles) futuros nuevos colores de los Raptors, no dejará de ser un pequeño paso hacia la mejoría de la imagen de Toronto Raptors, una franquicia en busca de hacerse un nombre y ser un icono deportivo conocido a escala mundial.